07. La ceremonia de nombrar el Señor Krsna y la manifestación de la Forma Universal

07. La ceremonia de nombrar el Señor Krsna y la manifestación de la Forma Universal

07. La ceremonia de nombrar el Señor Krsna y la manifestación de la Forma Universal

En la época de la ceremonia para dar el nombre del bebé, mediante la solicitud de Vasudeva, el gran sabio Garga Muni llegó en Vraja. Él era el preceptor ancestral de los Yadavas, muy erudito en la ciencia de la astrología, el jyotih-sastra.

Con la mejor acogida y con las más dulces palabras, Nanda Maharaj dio un asiento al sabio y lo complació de la siguiente manera: ¡Oh brahmana!, pleno de realización, ¿cómo podré servirle? El movimiento de los grandes hacia la gente ordinaria, los simples jefes de familia, nunca debería ser considerado a pasar por ninguna otra razón. Cualquier persona es capaz de comprender su pasado y futuro a partir del conocimiento del curso de las luminarias; usted ha compilado un tratado acerca de la astrología, el cual está más allá de los sentidos. Usted, el mejor de todos conocedores, debe, por favor, llevar a cabo el samskara, la ceremonia para dar el nombre a estos dos niños, Krsna y Balarama.”

Viendo a Garga Muni personalmente, Nanda Maharaj lo consideraba como un adhoksaja, una persona no ordinaria vista por los sentidos materiales.

Después de escuchar la petición de Nanda, Acharya Garga dijo: “¡Oh Nanda! Puesto que todos saben que yo soy el sacerdote guía de la Dinastía Yadu,  si llevo a cabo el ritual de los nombres de estos niños la gente  va considerar que ellos son hijos de Devaki. Kamsa es a la vez un hombre tanto diplomático como pecador. Por lo tanto, habiendo escuchado de Yogamaya, la hija de Devaki, que el niño que iba a matarlo ya había nacido en alguna parte, habiendo escuchado que el octavo hijo de Devaki no sería una hembra, y entendiendo su amistad con Vasudeva, Kamsa, al escuchar que el proceso de purificación se llevaría a cabo por mí, el sacerdote de la Dinastya Yadu,  seguramente tomaría en cuenta todos estos puntos y sospecharía que Krsna es el hijo de Devaki y Vasudeva. Entonces, él podrá tomar medidas para matar a Krsna. Lo que sería una catástrofe.”

Nanda Maharaj dijo: Mi muy querido sabio, si usted piensa que realizando este acto de purificación va a levantar sospechas en Kamsa, entonces secretamente cante los himnos Védicos y realice el proceso en el establo de las vacas, en mi hogar, sin que nadie sepa, ni siquiera mis padres. Pero por la fuerza tenemos que hacer eso, pues este proceso de purificación es también esencial.”

Habiendo sido especialmente solicitado por Nanda Maharaja para hacer, lo que ya había deseado hacer, Gargamuni realizó la ceremonia para dar el nombre a Krsna y Balarama en un sitio alejado, en establo de la casa de Nanda.

Entonces Gargamuni empezó a hacer esta predicción para los niños. Él dijo: “Este niño, el hijo de Rohini, va a promover toda la felicidad a Sus padres y amigos mediante sus cualidades trascendentales. Por lo tanto, Él será conocido como Rama. Y debido a que se manifestará con una fuerza física extraordinaria, también será llamado Bala. Además, puesto que Él une a dos familias – la familia de Vasudeva y la de Nanda Maharaj – Él será conocido como Sankarshana.”

Para dar el nombre a Krsna, él continúo: “Su otro hijo aparece como una encarnación en cada milenio. En el pasado, Él asumió tres distintos colores – blanco, rojo y amarillo – y ahora Él ha descendido con un color oscuro. Por muchas razones, este hermoso hijo de ustedes aparecerá previamente como el hijo de Vasudeva. Por lo tanto, aquellos que son eruditos a veces llamarán a este niño Vasudeva. Por  lo tanto, este hijo de ustedes tiene muchas formas y nombres según Sus cualidades y actividades trascendentales. Estos nombres son todos conocidos por mí, pero las personas en general no los comprenderán. Para incrementar la bienaventuranza  trascendental de los pastores de Gokula, este niño siempre actuará auspiciosamente para usted. Y sólo por Su gracia, usted podrá superar todas las dificultades. ¡Oh Nanda! Cuando hay una irregularidad, mala administración, Indra siendo depuesto, y las personas acosadas y perturbadas por los ladrones, el niño aparece con el fin de proteger las personas permitiéndoles florecer. Los demonios no pueden hacer ningún daño a los semidioses, que siempre tienen al Señor Vishnu a sus lados. De igual manera, cualquier persona que se relacione con este niño es extremadamente dichosa. Puesto que tales personas son muy afectuosas hacia Él, ellas no serán derrotadas por los demonios como los asociados de Kamsa.

En conclusión, Oh Nanda, este niño es tan precioso como Narayana. En Sus cualidades trascendentales, opulencia, nombre, fama y influencia, Él es exactamente como Narayana.”

¿Cómo darle un  sólo nombre al Señor, cuando en realidad Él tiene cientos de nombres e incluso incontables nombres? Pensando así, el sabio Garga llevó a cabo la ceremonia del nombre, uniendo el radical Krsh al sufijo na, y así se nombró al niño Krsna, para denotar que Él era la personificación de la existencia eterna y completa bienaventuranza. El nombre también significa aquel que  quita todos los pecados del mundo, o en otras palabras, aquel que purifica el mundo.

Luego que Garga Muni instruyó a Nanda Maharaj acerca de los nombres y cualidades de Krsna, regresó a su morada. Nanda Maharaj estaba muy satisfecho y se consideró muy afortunado.

Así, los dos niños empezaron una nueva fase en Sus vidas, cuando ellos jugarían y se revolcarían por Gokula. Llena de ternura maternal, Yasoda obtuvo gran felicidad mientras ella cuidaba al inquieto bebé que ahora  libaba Su pie, decorado con un brillante collar de uña de león en forma de media luna. Cuando Madre Yasoda y Rohini eran incapaces de proteger a los bebés de las calamidades amenazadas por el cuerno de los toros, por las patas de los animales y dientes de los monos, perros y gatos, y por espinas, espadas y otras armas por el piso, ellas siempre estaban en ansiedad y sus quehaceres domésticos siempre eran perturbados. En esta ocasión, ellas estaban completamente sumergidas en el éxtasis trascendental conocido como agotamiento afectuoso material, puesto que esto había sido despertado en sus mentes.  Desde sus hogares, asistiendo  a sus hijos jugando en Vraja, ellas se olvidaban de las tareas hogareñas y se divertían viendo como ellos agarraban las puntas de las colas de los terneros y salían arrastrándose por ellos.

Un día, cuando Krsna ya estaba un poco mayorcito, Balarama y otros niños del vecindario fueron a decirle a Su Madre que Krsna había comido tierra. Yasoda, preocupada por Su bienestar, agarró a Krsna por las manos y miró Su boca, inspeccionándolo.

Ella dijo: “¿Por qué estás comiendo tierra?”

Krsna replicó: “Yo no he comido ninguna tierra. Por favor, madre, chequee Mi boca usted misma. Todos estos niños que le dijeron esto, son unos mentirosos. Vea usted misma.” Y diciendo eso, Él abrió Su boca.

Dentro de Su boca, ella pudo ver los tres universos con todas las cosas animadas e inanimadas, el cielo y todas las direcciones, montañas, continentes, océanos la superficie de la tierra, el viento soplando, el fuego, la luna y las estrellas. Ella vio los sistemas planetarios, el agua, la luz, el firmamento  con todas las cosas exteriores, los sentidos, la mente y los tres modos de la naturaleza material.

Viendo una variedad de cosas juntamente con el tiempo de vida de cada alma, los instintos naturales, el karma, todo lo que es deseable  y los diferentes cuerpos sutiles, incluyendo Vraja y ella misma en la boca ampliamente abierta de Krsna. Yasoda estaba perpleja.

Ella se preguntaba a sí misma: “¿Esto es un sueño, una fantasmagoría divina o tal vez una ilusión de mi propia inteligencia, o será de otro modo alguna hazaña yoguica natural de mi hijo?  Me rindo a Sus pies, que están allá de mi poder de visión bajo cuyo control vivo y de los cuales yo puedo despertar.”

Madre Yasoda, por la gracia del Señor, pudo comprender la verdad. Ella comprendió que era debido a la ilusión que estaba pensando que su esposo era Nanda Maharaj y su hijo era Krsna. Pero, de nuevo, el Maestro Supremo, por la influencia de la potencia interna, Yogamaya, la inspiró para ser absorbida en un intenso afecto maternal por su hijo. Inmediatamente olvidando la ilusión de Yogamaya que Krsna había mostrado la forma universal dentro de Su boca, madre Yasoda Lo colocó otra vez en su regazo, sintiendo que el afecto en su corazón había sido incrementado.

A pesar de que Krsna nació como el hijo de Devaki y Vasudeva, fue Nanda y Yasoda quienes disfrutaron de aquellos íntimos pasatiempos en Su infancia. Ellos anteriormente fueron Drona y Dhara, quienes pidieron a Brahma  en sus previas vidas, la bendición  de nacer como los padres del Señor.

Entonces, Brahma los envió a la Montaña Mandara para llevar a cabo austeridades. Primero ellos comieron raíces y frutas, después sólo hojas, después sólo tomaban agua, y finalmente permanecieron en un sitio aislado donde ni siquiera podrían tomar agua.

Después de haber pasado miles y millones de años realizando estas austeridades, Brahma se complació y concordó en darle algo que ellos deseaban. Drona dijo: “Qué el Señor Krsna nazca como nuestro hijo, y que siempre tengamos amor y devoción por Él.”

Brahma replicó: “A pesar de no poder alcanzar esta bendición que ustedes están solicitando,  les otorgaré ese deseo.” Así, los  dos afortunados padres tuvieron la oportunidad de probar la alegría enorme al ver a Krsna exhibir Sus encantadores hechos.